domingo, 16 de octubre de 2016

Ikari - Rage - Lee Sang-il

Título original: Ikari

Año: 2016
Duración: 142 min.
País: Japón

Director: Lee Sang-il
Guión: Lee Sang-il, Shûichi Yoshida (Novela: Shûichi Yoshida)
Música: Ryuichi Sakamoto

Reparto: Ken Watanabe, Ken'ichi Matsuyama, Satoshi Tsumabuki, Takahiro Miura, Aoi Miyazaki, Masaki Okada, Hikari Mitsushima, Eri Fukatsu, Pierre Taki, Kirin Kiki, Suzu Hirose, Gô Ayano, Chizuru Ikewaki, Akira Emoto, Mirai Moriyama

Productora: Toho Pictures

Un asesinato múltiple es el punto de partida de la película. Una palabra se halla escrita con sangre en el lugar de los hechos, el puerto al que parecen dirigirse todos los personajes, la "ira". Con el crimen sin esclarecer y la sospecha palpitando entre la población, conoceremos a un grupo de personajes que nada tienen que ver entre ellos, pero a los que la duda y el recelo unirá, varias parejas que verán su vida cambiada por diversos hechos cruciales para su existencia y caminan, paso a paso, hacia un destino más y más oscuro a medida que, paralelamente, avanza la investigación de un crimen que lo cambia... todo.

Lee Sang-il, está tras el guión (inspirado en la novela de Shūichi Yoshida) y la dirección de esta película que, a medio camino entre el thriller y el más intenso drama, le abrió las puertas a la participación en la Sección Oficial competitiva del 64 Festival Internacional de Cine de San Sebastián, donde recibió contrapuestas críticas.

El film destaca sobre todo en su vertiente más técnica, con un gran aprovechamiento de los deslumbrantes exteriores y los sombríos interiores, engrandecidos ambos por un gran uso de la fotografía para la creación de ambientes y emociones. Otro de sus puntos fuertes son las desgarradas interpretaciones de todo su elenco, que saben dibujar el lado más oscuro de sus personajes y encarnar en su labor la ira a la que hace referencia el título de la película.

Brillantes son los dos primeros tercios del film, la presentación del crimen pone en alerta el espectador de una forma contundente, y la introducción de la galería de personajes, problemáticas y relaciones atrapa la atención, para ir acrecentando el interés cuando comienzan a tejerse los nudos de sospechas y desconfianzas entre ellos.

Sin embargo el tramo final de su (demasiado) dilatado metraje pierde fuelle, concatenando una serie de pseudo finales que ejercen sobre la audiencia un efecto inverso al deseado, confundiéndola con sus laberínticas explicaciones que más que atar todos los cabos sueltos generan una maraña de ideas muy mejorable en su planteamiento.

Una película intensa, interesante y entretenida, cuya valoración queda muy penalizada por  el modo en que se genera y cuenta el desenlace. Este factor resulta una lástima porque termina quedando la sensación de haber disfrutado de una película que pudiera haber sido enorme y que termina siendo solamente aceptable.

Valoración:6/10
Trailer:


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada