lunes, 25 de enero de 2016

I Spit On Your Grave 3: Vengeance is Mine - R.D. Braunstein

Título original: I Spit On Your Grave 3

Año: 2015
Duración: 92 min.
País: Estados Unidos

Director: R.D. Braunstein
Música: Edwin Wendler
Fotografía: Richard J. Vialet

Reparto: Sarah Butler, Gabriel Hogan, Doug McKeon, Karen Strassman, Jennifer Landon, Corey Craig, Bobby Reed, Lony'e Perrine, Alissa Juvan, Joshua Kovalscik, Christopher Hoffman, Heath McGough

Productora: CineTel Films

Ángela, la que fuera la protagonista de la primera entrega de esta sangrienta saga de abusos sexuales y venganza, ha regresado a su vida normal, y ahora acude a terapia de grupo para personas que han sufrido tragedias como la suya. Lejos de hacerle superar lo acontecido, las reuniones no hacen sino avivar su indignación al conocer a personas que han sido, como ella, víctimas,  y para las que el trabajo policial y jurídico no ha resultado satisfactorio. Rodeada de injusticia, Ángela se erigirá juez y verdugo tratando de devolver a aquellos que hicieron daño a sus ahora compañeros, de su propia medicina.

Tras dos películas de corte y esquema argumental muy similar, este cierre de la trilogía trata de dar una vuelta de tuerca a la historia. Si bien sigue latiendo en ella el tema central de la venganza, en esta ocasión tiene muchos más matices, pues analiza y critica la labor de las instituciones que dejan desamparadas a las víctimas de abusos y aplican castigos irrisorios a los criminales.

Por supuesto que hay venganza, y escenas de brutalidad que flirtean con el gore salvaje, pero de una forma quizás no tan explícita o abundante como en sus predecesoras. En "Vengeance is Mine", se añade el elemento de reflexión, que puede agradar o no al espectador, en función de lo que busque en la película, sobre la justicia, el verdadero valor de la venganza, y la ética y moral de todo ello.

"I Spit On Your Grave" es una secuela digna, correctamente realizada e interpretada que sorprende, dado que a estas alturas, nadie esperaba sino que la saga degenerara a la repetición infinita y agotara la fórmula. Mejorable pero entretenida, un tanto irregular en su ritmo e interés y quizás demasiado cargada de moralina, pero aceptable para todos aquellos seguidores de este tipo de cine y del terror en general (no recomendada para cualquier otro paladar, pues aunque cambia el tono, permanece su esencia).

Enoch
Valoración:5/10
Trailer:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada