jueves, 2 de julio de 2015

Todo Parecía Perfecto (Alejo Levis)

Título original: Todo parecía perfecto
Año: 2014
Duración: 76 min.
País: España España

Director: Alejo Levis
Guión: Alejo Levis
Fotografía: Pau Castejón
Reparto: Jordi Rico, Andrea Trepat, Clara Gali
Productora:Arcadia Motion Pictures

Un hombre tiene un sueño en el que encuentra en una desconocida a la mujer de su vida. El destino querrá que reconozca un bar real como aquel en el que acontecían estos oníricos hechos, y llevado por el deseo intenta, por todos los medios, recrear la escena exacta del sueño en este lado de la realidad. El éxito parece estar de su lado, la dama misteriosa tomará cuerpo, pero la puesta en escena del joven en busca de la perfección y la felicidad no conocerá límites, poniendo en peligro la frágil línea en la que la realidad es sueño y el sueño tangible.

Alejo Levis escribe y dirige esta película de más que original corte, de escasa duración pero infinitos contenidos, estructurados en capas superpuestas que enredan y atrapan en sus múltiples lecturas e interpretaciones.

Muchas son las virtudes de esta sorprendente cinta, empezando por una maravillosa puesta en escena cargada de una calidez hipnótica, teñida de una invisible bruma sobrenatural con la que la irrealidad de lo real se hace imágen. Esta atmósfera se adereza con una estupenda ambientación musical, grata acompañante del ánimo de la audiencia en este extraño viaje. Finalmente, el trabajo de sus dos protagonistas no se queda atrás, que si bien puede resultar teatral, se siente cercano y, pese a lo descabellado de mucha de las situaciones mostradas, real.

Tres claras palabras me vienen a la mente para definir "Todo Parecía Perfecto", y son inteligencia, elegancia y MAGIA. Estos tres elementos se combinan de forma tan sabia que, pese a lo aparentemente pequeño del proyecto, la sensación tras su visionado es de haber vivido gran cine de calidad.

No es un film para todos los públicos, sin duda, por lo peculiar de su planteamiento, pero para aquellos que buscan innovación en el cine y en la forma de narrar historias, sin perder la ternura, la sonrisa, y, por supuesto, el entretenimiento, es un dulce a degustar. Y ahí viene una de sus grandes virtudes, que esta que nos ocupa es de esas películas que se disfrutan, tanto durante lo que dura su metraje, como después comentando, analizando, revisitando en la memoria que no tarda en decidir que, antes o después, volverá a disfrutarla.

Enoch
Valoración:7/10
Trailer:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada