lunes, 20 de octubre de 2014

Perdida (Gone Girl - David Fincher)


Valoración:7/10

“Perdida” nos sumerge en la historia de amor de un joven matrimonio y nos narrará su evolución desde que el destino cruzó sus caminos. Pese a los altibajos y golpes de la vida, la pareja avanza en su andadura año tras año, pero un evento inesperado los separa. Ella desaparece sin dejar más rastro que un escenario de violencia y escasa pista. Ante tal tesitura se activarán todos los protocolos de investigación y búsqueda, todos se tornarán sospechosos y cualquier explicación podrá ser factible a lo acontecido.

El director David Fincher (“Seven”, “El Club de la Lucha”… etc) regresa al thriller, un género que domina y del que es una de las figuras más destacadas. Para crear esta propuesta cinematográfica ha contado con la solida base de la novela de Gillian Flynn, cuya autora es igualmente responsable del guión del film.

Al frente del reparto encontramos a Ben Affleck, que, pese a realizar un trabajo interpretativo mejor que en otras cintas, nos recuerda cuánto mejor director que actor es y cuánto más pudiera haber brillando esta película con un protagonista de un rango dramático más potente. Junto a él, y en contrapartida, descubrimos una Rosamund Pike (“Orgullo y Prejuicio”, “Bienvenidos al fin del Mundo”) que deja para el recuerdo la etiqueta de secundaria insulsa para demostrar su valía como actriz en esta película que representa un paso de gigante en su carrera y la coloca en primera línea gracias a la calidad de su trabajo. La galería de secundarios, correcta, destacando la participación de un inquietante Neil Patrick Harris (“Un Médico Precoz”) haciendo brillar su lado más oscuro.

Técnicamente, la realización del film es intachable, desde su cuidada y efectiva banda sonora a cargo de Trent Reznor y Atticus Ross, pasando por un agradable trabajo de fotografía de Jeff Cronenweth hasta la habilidad de una edición y montaje que mantiene a la audiencia con el interés totalmente activo y al borde de la butaca especulando y encajando las piezas, pistas y revelaciones que esconde el argumento. Evidentemente nada de esto tendría utilidad alguna sin la piedra angular que es el guión que, en esta ocasión, se erige como sólido pilar, la adaptación es magnífica y funciona a la perfección.

“Gone Girl” resulta un thriller psicológico de corte clásico, pero que recuerda en sus formas y narrativa a aquel que triunfó en la década de los noventa, con éxitos como “La mano que mece la cuna” o “Mujer Blanca Soltera Busca”, entre otras. Este factor resulta agradable, pero le hace perder un tanto de carácter y eso perjudica la impresión y valoración final. Supongo que la rúbrica de David Fincher es sello de calidad, pero también de innovación, y ese aspecto, en “Perdida”, se halla ausente. Por todo ello, se sufre tras el visionado una sensación extraña, las expectativas juegan una mala pasada pues pese a tratarse de una película buena, de gran calidad, carece de la excelencia que se esperaba de su realizador, acostumbrados como nos tiene a la sorpresa y a hacer avanzar el motor del cine. De cualquiera de las maneras, es un buen y recomendable film, un thriller de primera para pasar un buen rato perdidos en el laberinto argumental que plantea.

Enoch
Trailer


Otras críticas de Perdida (Gone Girl) de #ElClubDelCinéfilo:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada